Gabriela Herrera: “El karate es mi filosofía”

Ángel Darío Sánchez | @Angeldsanchezm

Desde temprana edad el gen deportivo estuvo presente en ella, tanto así que marcó parte de su crecimiento para crear ciertas habilidades a lo largo de su vida. Deportes como el fútbol, futbolito o volibol estuvieron latentes durante su desarrollo, pero fue uno en especial que cautivó a esta joven venezolana, un arte marcial milenario que enamoró a esta guaireña. Tanto así que dejó de un lado las otras prácticas, para dedicarse de lleno a esta disciplina de origen asiático: el karate.

“Para mí el karate no es un deporte, es una parte de mi vida”, aseguró Gabriela, quien se adentró a este mundo con apenas 12 años, cuando comenzó a practicar Shotokan (primer estilo del karate japonés) hasta los 15 años, edad donde obtuvo el cinturón verde. Tras este inicio, la también licenciada en Comunicación Social, empezó a ver otras ramas de las artes marciales. 

Estilos como kempo, taekwondo, karate libre, Goyu Ryu y otras especialidades se adentraron en el camino de Gabriela, todo esto con el objetivo “de aprender más sobre las artes marciales”, al punto de llegar al cinturón marrón en karate libre y cinta amarilla en Goyu Ryu.

“Mi amor por el karate realmente estaba en el Shotokan, porque ahí fue donde empezó todo”, soltó tajantemente esta especialista en defensa personal, luego de experimentar otras ramas. Esto la llevó a replantearse su objetivo dentro del karate, para conseguir su camino. 

“Empecé a tener un mix de cosas, un estilo muy raro al momento de hacer las peleas, katas o técnicas. Me di cuenta que me estaba desviando del camino, y llegué a pensar que le iba a perder el amor al karate si seguía experimentando. Esto porque se estaba desvirtuando toda la base con la que me había enamorado cuando arranqué. Y decidí retirarme”. 

 

Luego de un paro de dos años, tiempo donde Gabriela se planteó la misión de regresar al karate “cuando encontrara un maestro o karate que me llenara para volver a retomar el camino”. Y esto sucedió lejos de su tierra, en Argentina, país donde ya había estado representando a Venezuela en 2009, en su primer torneo internacional de forma profesional (en estilo libre). 

 

Argentina, otra historia 

Ya con 24 años esta joven venezolana inició una nueva etapa en su vida, tras dejar Venezuela y establecerse en Argentina, nación donde siguió el camino que construyó en el país caribeño.

“Apenas tenía un mes aquí (en Buenos Aires) y lo primero que hice fue buscar un dojo antes de conseguir trabajo”. Y con esas mismas ganas de retomar el deporte de sus amores, Gabriela dio inicio a una nueva historia en su carrera desde el sur. “Encontré un dojo de Shotokan, y me acuerdo que lo primero que vi fue a un maestro japonés dando clases y de una me enganchó. Me dije ´este es mi lugar´. Y ahí empecé a entrenar”. 

Durante tres años tuvo que entrenar arduamente, a pesar de toda la experiencia acumulada en Venezuela, pero con el plus de que sus maestros en Argentina le dieron la oportunidad de hacer varias pruebas para validar sus cinturones. 

“Yo entré como si fuera novata en ese dojo, aunque con un cinturón marrón mientras me lo validaban. Pero al principio fue difícil, porque había mucho nivel entre los chicos, y me olvidé de muchas técnicas. Entonces me propuse hacer doble turno para llegar a un nivel respetable para igualarlos. Yo entrenaba tres días a la semana, y de esos tres días me quedaba las dos horas. y así duré dos años”. 

Y luego de esos dos años, llegó una decisión que marcó un antes y un después en la práctica del karate para Gabriela. “Ya después de dos años sentí una necesidad de dedicarme de lleno a esto, entonces empecé a entrenar todos los días”. De esta forma llevó a otro nivel el karate en su vida. 

“Obviamente tienes que dedicarle tiempo tu familia, a tu pareja, entonces de cierta forma eso me limitaba. Porque es difícil tener a alguien que te aguante eso, entonces cuando di este paso de entrenar diariamente entendí que las cosas que llegaran a mi vida tenían que adaptarse al karate”. 

JKS, su Federación 

Después de tomar la decisión de entrenar de lleno, adoptó como su nuevo hogar la Federación JKS, una de las escuelas más prestigiosa de Shotokan en el mundo, la cual tiene 22 dojos en toda Argentina y un gran reconocimiento en Japón. Con JKS, esta joven venezolana representa a Argentina, disposición que asumió con mucho honor y agradecimiento. 

“JKS es una federación japonesa, que es nueva en Argentina pero tiene un gran recorrido en otros países. Cuando yo tomo la decisión de comprometerme con el karate, recién mi Maestro estaba ingresando a esta organización, así que fue una decisión y un nuevo camino para todos”. 

Con este cambio, vio la oportunidad de seguir creciendo dentro del karate. “Se dio todo para dedicarme de lleno a esto, porque estábamos empezando algo nuevo. Ahora represento a JKS, soy parte del selectivo de JKS Argentina”. 

Las mieles del triunfo

De esta forma nació esta unión, la cual la ha llevado a competir en torneos nacionales e internacionales, como Sudamericanos y Panamericanos. Esto bajo la representación de JKS Argentina. Participando en más de 20 torneos locales y en un par internacionales, obteniendo buenos resultados.

“En cuatro años he participado en más de 20 torneos locales. Al principio no tenía buenos resultados, por lo que empecé a entrenar cada vez más. Y así fue que comencé a figurar en los rankings, gracias a los buenos resultados que conseguí en varias modalidades, sobretodo en Kata”, recuerda Gabriela, quien saboreó las mieles del triunfo después de estos primeros pasos.

“En los dos últimos años quedé campeona en el Torneo Nacional de JKS, en la modalidad de Kata. En pelea quedé en primer lugar el año pasado y este año llegué de segunda. Gracias a esto ya he tenido un apoyo más fuerte por parte JKS para ir los torneos internacionales”. 

Y fuera de las fronteras de la nación argentina, también ha obtenido grandes éxitos, siendo en Brasil el país donde consiguió sus primeros triunfos internacionales con JKS. 

“Justo cuando hice el cambio con JKS vino mi primer torneo internacional con ellos, en la ciudad de Vitoria, en Brasil, un Panamericano en el 2017. En esta competencia viví una experiencia muy bonita porque tuve mi primer patrocinador y fue un torneo donde también viví muchos nervios. Hice podio en Vitoria, tras quedar en el segundo lugar en Kata y tercer puesto en pelea”. 

Después de esta experiencia, en el 2018 Gabriela participó en su primer Sudamericano, que se realizó en la ciudad de Temuco, Chile, país donde también celebró buenos resultados. “En esta competencia fue una delegación más grande con JKS. Ganamos en equipo en Kata y Pelea y en la parte individual quedé en  primer lugar en Kata”. 

“Qué lástima que no puedo representar a mi país”

Tanto en Brasil como en Chile, fue la única extranjera de JKS Argentina que estuvo como representante. Lo que llevó a esta joven a encontrarse con varios sentimientos, por el simple hecho de representar a una federación que no es la de su país natal. 

“Cuando estuve en Brasil, en el Panamericano, tuve miedo de conseguirme con colegas venezolanos porque me iba afectar si llegaba a pelear contra ellos. Pero al final eso no sucedió”, cuenta con una pequeña alegría Gabriela, quien aseguró que no representar a Venezuela es una lástima pero a su vez una motivación.

“Me afecta en el sentido de no poder representar a mi país, estar allá, es una parte emotiva. Pero también es una forma de decir ‘soy venezolana’ y la gente que me ve luchando sabe que estoy representando a Venezuela pero con otra federación. Saben que soy venezolana y saben las razones porque no estoy en el país ahora, y de cierta forma eso me llena de mucha alegría porque JKS confía en mí para representar a Argentina siendo extranjera”. 

Se viene un Mundial 

Al completar el ciclo del Panamericano y Sudamericano, Gabriela y su equipo se concentran en ir al Mundial con su federación, objetivo que ya va cumpliendo gracias a los buenos resultados cosechados en Brasil y en Chile, que la llevaron a obtener buena calificación en los rankings para estar entre las candidatas en su categoría de ir a la competencia mundial en Irlanda. 

“Gracias a mis resultados en el Panamericano obtuve buenos números dentro del ranking de JKS Argentina para representarlos en el Mundial, que será entre julio o agosto en Irlanda”, comentó Gabriela, quien aparte de conseguir estos gratos resultados en el apartado deportivo, ahora tiene que lograr amarrar un sponsor para llegar hasta el continente viejo para participar en el Mundial. 

“Aparte de tener que entrenar más para llegar a óptimas condiciones a este Mundial, también tengo que buscar el apoyo financiero para poder viajar. Pero igual estoy entrenando como si el Mundial fuera mañana, porque mi objetivo no solo pasa por la parte deportiva, el karate para mí va más allá”.

Síguenos en Redes Sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Open

Close
Facebook
Twitter
Instagram
Esta web utiliza cookies. Puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando, estás aceptándola.    Ver